Grupo neonazi alemán a la cárcel por planes de ataques contra refugiados

Un tribunal ha condenado a miembros de un grupo neonazi a hasta cinco años de prisión por formar parte de una “organización terrorista” que planeaba atacar un hogar para solicitantes de asilo.

Los cuatro miembros – tres hombres y una mujer de 24 años identificados como Denise Vanessa G. – fueron arrestados en mayo de 2015, dos días antes de la fecha planeada para atacar el refugio de inmigrantes en el estado oriental de Sajonia. Conocida como la “Old School Society”, las armas elegidas fueron “explosivos pirotécnicos, particularmente en forma de fuego y bombas de clavos”, que planeaban arrojar a una casa de refugiados, dijo el fiscal.

El cabecilla, Andreas H., de 58 años, fue condenado a cuatro años y medio de prisión mientras que su segundo comandante Marcus W., de 41 años, recibió cinco años. El 1“portavoz” del grupo Olaf G., de 31 años, recibió tres años mientras que la única mujer obtuvo tres años y diez meses. Las sentencias fueron sin embargo más indulgentes que los cuatro y medio a siete años buscados por el fiscal.

Los cuatro se conocieron a través de Internet en 2014. Para los ataques compraron grandes cantidades de fuegos artificiales prohibidos de la República Checa y posteriormente decidieron cubrir los explosivos con una capa de clavos para hacerlos más letales. Los sitios web que utilizaban muestran emblemas populares en la escena neo-nazi, como hachas sangrientas y calaveras con el lema: “Una bala no es suficiente”. Los videos de aficionados publicados en YouTube y atribuidos al grupo también utilizan insultos racistas y xenófobos en sus procesos de reclutamiento.

Una afluencia récord de solicitantes de asilo en Alemania ha alimentado un fuerte aumento en el número de ataques de extrema derecha, con el estado de Sajonia ganando notoriedad especial por tal violencia. En 2016, hubo unos 3.500 ataques contra refugiados y solicitantes de asilo en Alemania – diez cada día, en promedio – hiriendo a 560 personas, incluyendo 43 niños, según datos del Ministerio del Interior. Sajonia, con sólo el cinco por ciento de la población alemana, fue el escenario de 437 ataques el año pasado, según la RAA, una organización de asistencia a las víctimas, después de 477 en 2015. Otro grupo extremista en Freital, Sajonia, está siendo juzgado por cinco ataques diferentes dirigidos a hogares de refugiados y políticos de izquierda. Los siete hombres y una mujer se enfrentan a cargos de iniciar una célula terrorista, intento de asesinato, graves daños corporales, explosiones y daños a la propiedad.

The Local – Alemania